LAS COMPUTADORAS CON SENTIDO COMÚN Y MÁS INTELIGENTES QUE NOSOTROS, PREPARÉMONOS

Siempre me ha maravillado la rápida evolución de la informática, sobre todo desde los años 90 cuando pude ser partícipe de ella, en 1991 tuve mi primera computadora un Atari 130XE donde aprendí a programar en el conocido lenguaje “Basic” y para en el año de 1993 tuve mi primera computadora personal una IBM PS/1, estas piezas tecnológicas sin un lenguaje de programación y un programador no servirían para nada y serian cajas de circuitos y latas.

Inteligencia Artificial

Inteligencia Artificial

Conozco el problema de crear nuevos algoritmos en los programas para que las computadoras tengan un comportamiento más humano, la llamada “inteligencia artificial”, buscando lograr el santo grial de hacer que las máquinas puedan pensar, para ello se fusionan algunas disciplinas como la ciencia del computador, fisiología y la filosofía;  los informáticos les llamamos la capacidad de razonar de un agente no vivo.

La inteligencia artificial no solo está involucrada con las ciencias computacionales sino que ha sido implementada en otros campos como la economía, medicina, ingeniería, videojuegos  y la milicia; es el nuevo desafío para muchas empresas tecnológicas como Apple con su asistente virtual “SIRI” incorporado desde la salida del iPhone 4S, además Yahoo ha comprado la startup Summly que usa algoritmos para mostrar noticias y contenidos de actualidad; Google no se queda atrás adquiriendo a Wavii también de noticias y contenido; pero es claro que Google quiere mejorar la tecnología del “gráfico del conocimiento” de su buscador web, por su parte Facebook  ha contratado a Yann LeCun, experto en aprendizaje y robótica móvil, es evidente la importancia de esta para esta firmas tecnológicas.

Robótica

Robótica

La robótica es una las ramas de la informática vinculada a las tecnologías para el diseño, construcción y operación de los robots mezclando varias disciplinas como la mecánica, electrónica, informática, la inteligencia artificial entre otras, que ha sido explotada por las ciencias computacionales, basta buscar en Google para encontrarse que esta rama ha creado robots que han aprendido a caminar, correr, subir escaleras, pararse en un solo pie, hablar imitando al ser humano en muchos aspectos; son cosas que parecían de ciencia ficción, pero la empresa HONDA ha demostrado que es posible con sus robot ASIMO, otras versiones mas pequeñas como las del robot NAO de la empresa Francesa Aldebaran Robotics, o la versión del perro robot “Aibo” de la empresa SONY son muestras de que vamos por buen camino, que estamos logrando una buena simbiosis hardware y software ; y que los algoritmos para la inteligencia artificial están funcionando.

Teléfonos Inteligentes

Teléfonos Inteligentes

Para nuestro tiempo año 2013 escuchamos una frase muy común “Teléfonos inteligentes”, lo que nos hace suponer que antes teníamos “teléfonos tontos” porque solo servían para llamar y enviar mensajes; y es que el término “inteligente” nos lleva a plantearnos muchas interrogantes, ya sabemos que las máquinas no son seres vivos, pero que la inteligencia artificial busca cerrar esa brecha del razonamiento humano usando algoritmos; también son llamados inteligentes hoy en día, porque los podemos comparar con un computador y las diferentes tareas que nos permiten ejecutar; no por nada he decir que llevamos un computador en nuestros manos o bolsillos con más potencia que la NASA cuando envió al hombre a la luna allá por 1969.

Estos nuevos teléfonos celulares pueden hacer de todo o casi, por ejemplo a la utilidad común de llamadas y mensajes, hoy cuentan con conexiones inalámbricas como Bluetooth y NFC (Comunicación de campo cercano); dos cámaras tanto para tomar fotos y videos,  reproducen música en diversos formatos de audio, poseen un procesador como las computadoras de escritorio de nuestra casa, memoria de almacenamiento y memoria RAM para cargar muchas aplicaciones al mismo tiempo, pero lo que marca la diferencia es que podemos instalar nuevas aplicaciones a las que vienen de fábrica, que las bajamos de una tienda en línea conectándonos al internet.

Estas aplicaciones le agregan nuevas funcionalidades a través de software, como agendas, asistentes de voz, editores de documentos, traductores, reproductores de videos, navegar en el internet, conectarnos a las redes sociales más populares como Facebook y Twitter, apuntes en notas, juegos para entretenernos, y una diversidad de aplicaciones desde las más productivas hasta las más tontas y ridículas.

No es tan descabellado pensar que en un futuro nuestros celulares hagan más cosas que solo permitirnos instalar aplicaciones, sino que fusionando los avances de la inteligencia artificial que buscará que nuestro sistemas móviles  piensen y actúen como humanos además de pensar y actuar racionalmente, según Carolina Milanesi (vicepresidente) de la firma de investigación Gartner nuestros móviles serán capaces de “si hay mucho tráfico, te despertará temprano para que llegues a tiempo, o enviará una disculpa por anticipado. Podrá recopilar información contextual de nuestro calendario y conocerán nuestra ubicación en todo momento”, no son los únicos que están analizando el futuro de los dispositivos inteligentes, algunos ya lo veníamos intuyendo porque fusionar tecnología y aplicaciones logra ese marco diferenciador, el poner sensores, localizadores, y que las aplicaciones nos conecten a una diversidad de funciones hacen que se conviertan en nuestro mejor complemento para tomar decisiones, , a mi mente viene la frase de Alan Turing unos de los padres de las ciencias computacionales y precursor de la informática moderna cuando afirmo “la imposibilidad de distinguir a una persona de una máquina”.

Inteligencia

Inteligencia

Lo que me preocupa es si estos avances lograran que nuestros teléfonos inteligentes sean más inteligentes que nosotros los usuarios, porque el almacenamiento de todo los datos en la nube (internet) les otorgará una capacidad de almacenamiento y proceso, que les permita interpretar los datos y parecer “inteligentes”, la firma Gartner estructura cuatro fases de una experiencia personal completa en la nube: sincronizarme, verme, darme a conocer y ser, así que en pocos años esta informática inconsciente se convertirá en inteligente, ya ha superando nuestras capacidades de cálculo, almacenamiento de información y sobre todo de procesamiento, pero los nuevos algoritmos y sensores se encargaran de darles sentidos a las aplicaciones; no sé si estamos ante el comienzo de la ciencia ficción que hemos leído de los años 60 y 70.

Si desde ahora somos dependiente de esta tecnología con todas las nuevas funcionalidades  lo seremos más, cuál es la línea que no debemos cruzar? el panorama es un poco confuso porque por un lado las empresas que crean hardware lo siguen mejorando e incorporan nuevos sensores, los programadores aprovechan los algoritmos y la inteligencia artificial para hacer la tecnología más humana, esa línea la vamos a cruzar tarde o temprano.

Para la firma Gartner esa línea será cruzada en el 2017, aunque me parece muy pronto lo que sí es cierto es que hacía ya vamos, basta mirar el auge tecnológico en materia de teléfonos inteligentes y las aplicaciones que descargamos de las tiendas nos muestran el potencial escondidos de estos celulares.

Por eso debemos estar preparados y conscientes que mucha tecnología a nuestro alrededor no necesariamente es buena, además para los que tenemos hijos debemos tener mucho cuidado cuando estos tienen acceso a estos teléfonos porque su inmadurez y juventud hace que no comprendan los riesgos, además que en muchos casos hacen uso de ellos exclusivamente para el ocio y redes sociales; que no queden atrapados en los límites de una pantalla, somos nosotros sus guías y orientadores, en definitiva somos sus padres.

Fuente: Experiencia Personal, Gartner.

Transcripción textual del siguiente vídeo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *